De cómo Galileo le bajó los astros a los Médicis

Te cuento la historia sobre la habilidad política de Galileo en la turbulenta sociedad del Renacimiento. Mira como Galileo era un gran científico y hábil en la sociedad, pudo conseguir el la posición económica para seguir investigando a los astros, cuando no había mucho dinero.

Esta es la historia:

A principios del siglo XVII, el astrónomo y matemático italiano Galileo se encontraba en una situación sumamente difícil. Como todos los científicos del Renacimiento, dependía de la generosidad de los grandes gobernantes despóticos, él solía obsequiar sus inventos y descubrimientos a los grandes regentes de la época. Por ejemplo, en cierta oportunidad obsequió una brújula militar de su invención al duque de Gonzaga. Por otro lado, le dedicó un libro, el que explicaba el uso de dicha brújula, a los Médicis, Galileo tenia dos amos. Ambos gobernantes se sintieron muy agradecidos y a través de ellos Galileo logró reunir más alumnos. Pero, por importantes que fuesen sus descubrimientos, sus amos le retribuían más con obsequios y no con dinero en efectivo. Esto hacia que viviera en constante inseguridad y dependencia económica. Fue entonces que pensó que debía existir otra forma de manejar aquella situación ambigua.

Galileo vislumbró una nueva estrategia en 1610, cuando descubrió las lunas de Júpiter. En lugar de dividir sus descubrimientos entre sus distintos amos, como lo había hecho en el pasado, decidió centrar su atención exclusivamente en los Médicis. Los eligió por un motivo particular: poco después de que Cosme I estableció la dinastía de los Médicis, en 1540, había convertido a Júpiter en el símbolo de la familia, un símbolo de poder que trascendía de la política y los negocios, ya que estaba ligado a la antigua Roma y al más dios poderoso de las antiguas deidades.

Galileo convirtió el descubrimiento de las lunas de Júpiter en un acontecimiento cósmico que honraba la grandeza de los Médicis. Poco después del descubrimiento anunció que los astros se develaban en su telescopio, mientras que Cosme II se coronaba. Además, dijo que el número de lunas, cuatro, armonizaba con el número de Médicis (Cosme II tenía tres hermanos), y que las lunas giraban en torno de Júpiter como esos cuatro hijos giraban en torno de Cosme I, el fundador de la dinastía. Más que una coincidencia, los Médicis interpretaron para todas la sociedad que los mismos cielos reflejaba la grandeza de la familia.

Además, para rematar, después de dedicar este descubrimiento a los Médicis, Galileo mandó confeccionar un emblema que representaba a Júpiter sentado sobre una nube, con los cuatro astros girando a su alrededor, y lo obsequió a Cosme II como símbolo de su unión con los astros (Mira la imagen, da clic para agrandar).

En el mismo año de 1610, Cosme II nombró a Galileo filósofo y matemático oficial de la corte, con un salario bastante respetable. Par aun científico, aquello era un verdadero golpe de buena fortuna, que puso final a sus días de pobreza y necesidades.

Esta es la interpretación de la anterior historia:

Los gobernantes son seres muy vanidosos, Galileo tuvo el acierto de ser muy bueno en sus relaciones publicas, además encontró la forma de acertar un solo golpe para despreocuparse de las finanzas, olvidarse de suplicar unas cuantas monedas para continuar con su investigación científica, (recuerda hacer ciencia es oneroso).

A los gobernantes no les importa los inventos o los descubrimientos, les importa el dinero, el prestigio, el poder. Galileo les dio la oportunidad a los Médicis de vincular su nombre a los astros. Los Médicis obtuvieron un gran símbolo de su poder.

Los científicos también necesitamos del dinero, incluso los más grandes deben ser inteligentes al conducirse en la sociedad. Los gobernantes en general tienen baja autoestima, buscan a los intelectuales para mostrarse como inteligentes y creativos.

Para reflexionar.

Hoy que estamos en crisis, ¿Qué puedo aprender de Galileo?
¿Todos los científicos son también políticos?
¿Política y ciencia se pueden combinar?

Si te gusto este post, menéalo, para que se difunda en la red.


En nuestra siguiente entrega, hablaremos de los motivos por los cuales un astrónomo vende su alma a la astrología

1 comentario:

  1. No conozco ningún astrónomo que haya "vendido su alma a la astrología". La astronomía es ciencia, lo otro es superchería aderezada con estafas.

    Por cierto, que Galileo pagó bien cara su "política":
    http://www.elpais.com/articulo/sociedad/condena/teorias/Copernico/tribulaciones/Galileo/elpepusoc/20090121elpepusoc_5/Tes

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Se produjo un error en este gadget.