1. Tener objetivos bien definidos, cuando tengas dudas, léelos.
  2. Separar cosas en tamaños “digeribles”. Si tienes un proyecto muy grande es más fácil hacer las cosas si lo divides en tareas pequeñas, más fáciles de imaginar y terminar, además de ser una buena motivación para continuar con el siguiente paso.
  3. Mantén tus prioridades.
  4. Lleva constancia de avances.
  5. Planeación al futuro: Mira tus objetivos y determina el mejor momento para llevarlos a cabo.
  6. Prémiate a ti mismo cuando logras algo. Excelente para la motivación.
  7. Ten patrones de positivismo en tu rutina.
  8. Elimina distracciones
  9. Reserva tiempo para terminar tus acciones. Tal vez trabajar a las 6 de la mañana cuando todo está muy callado, (dependiendo de donde vives) aún es noche puede ser la diferencia entre un proyecto inconcluso y encontrar ese elemento faltante para terminarlo.
  10. Mantén los resultados en tu mente. En vez de concentrarte demasiado en el camino para lograr un proyecto, imagina lo que vas a lograr cuando lo termines, es un excelente motivador.
  11. Pide ayuda a tu familia y amigos, para recordarte de cosas importantes, para mantenerte motivado, para darte incentivos.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Se produjo un error en este gadget.